Editorial Hincha Pelotas: Mujeres y periodismo deportivo… llegamos para quedarnos

Escrito por el agosto 22, 2017

Por Nicole Acuña
Equipo Hincha Pelotas

Hace unos días vimos una de las faltas de respeto más grandes que se han visto en televisión. Todo iba bien, hasta que a vista y paciencia de todos, el periodista Romai Ugarte realizaba un gesto obsceno ante la presentación de Grace Lazcano, la primera panelista mujer en el programa En El Nombre del Fútbol del CDF.

Como si eso no fuera suficiente, en el sitio Puroperiodismo hay declaraciones de otras periodistas, que trabajan en el área deportiva de nuestro país, que afirman que en el medio deportivo los hombres te juzgan si vas con faldita o vestido apretado a la conferencia de prensa, porque te tratan como si «claramente» no fueras buscar una cuña

Foto: Reproducción Facebook Grace Lazcano

¿Qué más podríamos querer que estar bien presentadas y seguras de cómo nos vemos para nuestro trabajo?

¿En serio en el año 2017 todavía creen que mi manera de vestir indica algo más que el solo hecho de que me gusta un tipo determinado de ropa?

Hoy, el área deportiva en Chile está plagada de hombres.  Son muy pocas quienes tienen la oportunidad de sentarse frente a un micrófono o una pantalla de televisión y poder opinar libremente sobre el partido del fin de semana, la jugada polémica, la propuesta táctica de un equipo o sobre las virtudes y falencias de algún jugador.

No es normal y no está bien. Muchas de las que ya están dentro de este mundo deportivo creen que no hay nada que hacer, que la industria es así. Que el primer criterio para poner a una mujer en pantalla es la facha y que eso nadie lo va a cambiar.

¡Claro que no va a cambiar si no somos capaces de alzar la voz! Claro que no va a cambiar si no somos capaces de valorar nuestro trabajo, capacidades y habilidades para decir: «Oye, no estudié cinco años para que me tengan leyendo tuits y no me pregunten mi opinión respecto al partido».

Nos falta avanzar mucho como sociedad y como periodistas. Nos falta, quizás, creer más en nuestra voz y empoderarnos. Porque sí, probablemente nosotras no crecimos jugando a la pelota ni viendo partidos todos los días, pero muchachos el fútbol no es una ciencia… y si lo fuera, también tendríamos la capacidad de estudiarla.

Quiero un periodismo deportivo donde no se nos menosprecie. Quiero un mundo deportivo donde no se nos pida usar vestidito apretado para dar las noticias. Que si es así, sea porque yo lo decidí y me siento cómoda. Que no se nos pida taparnos y abrigarnos completamente en el estadio cuando hay 35 grados de temperatura porque podemos distraer a los jugadores.

Quiero un periodismo deportivo inclusivo y libre, donde no se nos mire la cara y el cuerpo como primer criterio para poder trabajar en televisión.

Con todo el respeto del mundo, hay hombres con evidente sobrepeso hoy frente a las pantallas y, créanme, que nadie duda de sus capacidades y siguen trabajando todos los días.

Ser bueno o malo en una profesión no es un tema de género y sería bueno que editores y directores lo vayan entendiendo. Que a propósito, sí, son todos hombres.

Es tarea nuestra, como futuros periodistas, tener estas consignas claras. Somos nosotros quienes tenemos la posibilidad de establecer límites y cambiar otros. El fútbol y la mujer, el deporte y la mujer ya no son una cosa de locos.

Estamos aquí y llegamos para quedarnos. Con propiedad, con libertad y con capacidad. No dejemos que nos pasen a llevar y no permitamos, futuros y futuras colegas, que criterios de género nos priven de hacer lo que más nos gusta: comunicar.

Comentarios

Canción actual

Title

Artist