Presos de la revuelta: En la inmensidad del desamparo

Escrito por el julio 15, 2020

Este martes 14 de julio se realizó en Suecia y Francia el conversatorio virtual “El quehacer de la Solidaridad Internacional en el marco de la Batalla por la Libertad”, en donde participaron integrantes del Colectivo Internacional de Apadrinamiento de Prisioneros Políticos de la Revuelta Social chilena.

Por Guacoldas – Agrupación de familiares y amigos de los Prisioneros Políticos.

“Es apenas un granito de sal en la inmensidad del desamparo, pero es un granito de sal que le puede dar un gustito menos amargo a la injusticia”

Luis Salas, ex prisionero político de la dictadura chilena, planteó que “la solidaridad internacional en la época de la dictadura tuvo una importancia fundamental para informar, proteger vidas y generar presión diplomática”, afirmando que aquella solidaridad fue “reacción espontánea de todo el planeta porque lo que se vivió en Chile del 70’ al 73’ era de hacer cambios estructurales a través de un sistema democrático, experiencia que muy observada y analizada por todos los países”.

Para Luis “todo ese proceso era muy importante porque siempre se nos ha dicho que la Democracia es la voluntad del Pueblo, pero curiosamente cuando la voluntad del Pueblo fue tomarse su destino, salir del hambre, de la pobreza, se acabó la Democracia”.

Con respecto al cómo surge la idea del Colectivo de Apadrinamiento –iniciativa de la Asociación de EX Presos Políticos chilenos en Francia- Luis relata que “empezamos a ver en las noticias que a partir del mes de octubre pasado habían muertos, violaciones, heridos, mutilados… es terrible que vayas a manifestar para reclamar una vida digna y que vuelvas ciego (…) o que te violen aquellos que debían protegerte, o te mataron aquellos que según la ley debían protegerte”, y que ante eso “la única opción a nuestro alcance era tratar de apoyar moralmente a los cabros detenidos, a sus familias, a esa gente que sufre, que se encontró sin la ayuda de aquellos que debían ayudarlas (…) es apenas un granito de sal en la inmensidad del desamparo, pero es un granito de sal que le puede dar un gustito menos amargo a la injusticia”.

Con respecto a la clase política, y en particular a la oposición parlamentaria, el ex P.P. de la dictadura planteó que “ellos podrían al menos abrir la boca para decir algo, para oponerse a la violencia de Estado, pero no, corren a salvar a este gobierno represor firmando acuerdos y votando leyes que solo buscan silenciar toda oposición”.

“El boicot de productos de exportación de Chile me parece muy importante si le acompañamos de una clara explicación

Posteriormente, Lise Bouzidi, de nacionalidad francesa, se refirió al trabajo de la Solidaridad Internacional en causas de distintos países a través de su experiencia como defensora de los DDHH, dando cuenta de su recorrido desde fines de la década de los 60’s. Lise nos relató que trabajó junto a un grupo de objetores de conciencia norteamericanos refugiados en Canadá, que habían rechazado combatir en Vietnam. Posteriormente, recorriendo América Latina, Lise señala que “tome conciencia de la situación de los Pueblos Originarios pero también afrodescendientes que en todas partes eran víctimas de desprecio, racismo, desplazamiento”.

Además, compartió su experiencia en la Radio Libertaria, en donde participa desde el año 1982, espacio que “ha permitido dar la palabra a muchos comités y asociaciones de varios países latinoamericanos que se encuentran en Paris”. Desde el 2002, participa en el Colectivo Tierra y Libertad para Arauco, organización que se dedica a informar y visibilizar las reivindicaciones territoriales y culturales del Pueblo Mapuche, como también, las luchas sociales y medioambientales del Pueblo chileno.

Para Lise, es “mucho más importante informar, comunicar y visibilizar al máximo, antes de enviar cartas a las autoridades de gobiernos que nos desprecian” y señaló que “el boicot de productos de exportación de Chile me parece muy importante si le acompañamos de una clara explicación”, afirmando que se puede ejercer este mecanismo de presión para que Chile aplique y respete los tratados internacionales, como también “presionar sobre los grupos de amistad Francia-Chile que existen aquí en la Cámara de Diputados Franceses”.

“La opinión internacional tiene que saber que lo que consume con etiqueta chilena, el vino, palta, uva, manzanas, viene de un país donde se vende el agua, se secan los ríos, no se respetan los DDHH, se encierra a los manifestantes y se amedrenta a las familias”

Luego, Pascale Cognet, también de nacionalidad francesa, nos compartió las principales estrategias y despliegues que han realizado como Colectivo Internacional de Apadrinamiento en la defensa de los DDHH y por la libertad de los prisioneros políticos.

Pascale relata que “en Francia, donde nació la iniciativa, hubo un pasado con apoyo importante a los presos políticos chilenos, argentinos, uruguayos de las dictaduras cívico militares, pero en el presente los horizontes de lucha se enfocan hacia otras partes del mundo, como Medio Oriente, Siria, migrantes de África, el problema kurdo, etc.”

Agrega además que, “en el contexto de crisis que conocemos en nuestros países respectivos, no es fácil reunir a fuerzas solidarias para nuevas luchas (…) aquí la pobreza crece, las diferencias sociales van aumentando y es frecuente ver gente viviendo en la calle o durmiendo en un auto a raíz de un sistema neoliberal que se profundiza”. Aun así, se ha podido conformar el Colectivo de Apadrinamiento, en el cual no sólo participan voluntades solidarias de Francia, sino que también de Suecia, Suiza, Italia e Inglaterra.

Pascale comenta que “nuestro primer trabajo consistió en compartir la información, y lanzamos una campaña pidiendo a nuestros conocidos que mandaran cartas dirigidas al embajador francés en Chile, en donde le pedimos que transmitiera nuestra preocupación sobre la situación de DDHH a las autoridades chilenas”.

Posteriormente “fue el lanzamiento de una carta abierta a las autoridades chilenas que alcanzó 4700 firmas, cuyo objetivo era sensibilizar a la comunidad nacional e internacional”. Pascale agrega que “cada vez que fuese posible, nos sumamos a las marchas”, afirmando que “la visibilización de los presos es esencial en preservar la vida que hoy en día con la pandemia nos parece aún más amenazada”.

La defensora de DDHH señala en este ámbito que “en muchos casos nos dimos cuenta que lo que las familias de los presos están viviendo tienen que aguantarlo en silencio; pensamos que nuestro colectivo puede ser una herramienta para visibilizar afuera situaciones de violaciones a los Derechos Humanos, lo que de cierta forma es una protección para las víctimas encerradas en un país violentamente tocado por la pandemia”.

Pascale hizo referencia a la manifestación realizada el 1 de julio en las afueras de la embajada de Chile en París por la libertad y el respeto a los DDHH de los prisioneros políticos, y afirmó que “vamos a repetir este tipo de manifestaciones en varios países ya que nos parece incompatible seguir hablando de Chile como un país democrático (…) la opinión internacional tiene que saber que lo que consume con etiqueta chilena, el vino, palta, uva, manzanas, viene de un país donde se vende el agua, se secan los ríos, no se respetan los DDHH, se encierra a los manifestantes y se amedrenta a las familias”.

“Estamos a la espera de que se levanten las restricciones de la pandemia para continuar nuestros contactos y seguir desarrollando acciones conjuntas en toda Europa”

Jimena López, exiliada en Suecia, manifestó que “desde el 18 de octubre, tanto en Chile como acá, los chilenos salimos a las calles a decir ¡basta!, buscamos las formas y alianzas para demostrar nuestro descontento, cansados de ser abusados por las políticas neoliberales que han impuesto a nuestro Pueblo dolor y miseria”, constatando además que “los DDHH no fueron respetados y más aún, el Ejército fue sacado a las calles para crear un ambiente de terror y guerra”.

Relata que “el trabajo organizado de grupos, partidos y asociaciones de chilenos ha ido creciendo para fortalecer la denuncia de lo que sucede en Chile y para divulgar cada uno de los casos de abuso, corrupción y abuso de poder ejercido por el Gobierno… al calor de esta lucha se creó la Coordinadora Chile Despertó en varios países del mundo, especialmente en Europa”.

Además, señala que “la Comisión de DDHH, boicot y presos políticos ha adquirido relevancia presentando aquí en Suecia los informes de las organizaciones de DDHH y exigiendo que se respeten los tratados internacionales que Chile y Suecia han firmado, en ese sentido se han investigado las empresas que tienen acuerdos comerciales con Chile para exigirles que no hagan oídos sordos ni vista gorda de la represión”.

Jimena afirmó que “Chile no actúa apegado a las reglas de las Democracias, ha fortalecido leyes que le permiten al gobierno ejercer mayor control y violencia”, señalando que aquello se lo han hecho saber a la Ministra de Relaciones Exteriores y a Parlamentarios del país nórdico. A su vez, se han desarrollado “acciones de denuncia y presencia en las calles con panfletos al boicot de productos chilenos” e indicó que “hemos comenzado un diálogo con los sindicatos portuarios en Gotemburgo y con el Consejo Internacional de Estibadores y estamos a la espera de que se levanten las restricciones de la pandemia para continuar nuestros contactos y seguir desarrollando acciones conjuntas en toda Europa con estos fuertes y combativos sindicatos”.

El coloquio completo, que tiene duración aproximada de 1 hora,
lo puede ver completo aquí.

Comentarios

Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Canción actual

Title

Artist