El piso mínimo que establece la Ley de Identidad de Género

Escrito por el 30 Agosto 2019

En un proceso que ha durado cerca de seis años, finalmente la Ley de Identidad de Género verá la luz a fines de diciembre. Entre la toma de razón de la Contraloría y la oficial entrada en vigencia del documento, será clave el proceso de capacitación y bajada de la ley en todos los servicios del Estado.

 

Este 29 de agosto por la mañana se publicó en el Diario Oficial el reglamento de acompañamiento a la Ley de Identidad de género, luego de que la Contraloría tomara razón de ésta el día anterior.

Tras la resolución tomada por el organismo la ley entrará en vigencia dentro de 120 días a partir del jueves 29 agosto. Sin embargo, la demora del proceso hizo surgir las dudas sobre qué tan listos estamos a nivel nacional para implementar el derecho a la identidad de género y qué tanto avance representa.

La ley fue promulgada por el Presidente Sebastián Piñera el pasado 28 de noviembre de 2018 en el palacio de La Moneda, tras estar cerca de cinco años tramitándose en el congreso.

Ante la demora en la publicación de los reglamentos, el integrante de OTD Chile, Franco Fuica, opinó que “la Contraloría tiene las facultades de demorarse lo que quiera. Los 6 meses que se dieron para que los reglamentos estuvieran listos, que debían estar el día 10 de junio, fue responsabilidad de los ministerios. Tuvieron seis meses para hacer eso, debieron administrar mejor sus tiempos, haber presentado los reglamentos a los tres meses para que los siguientes tres la Contraloría hiciera este intercambio”, criticó.

Además, destacó que en la Contraloría “tenían estos reglamentos como prioridad para que salieran, pero claro, no iban a salir más rápido porque nosotros estuviésemos haciendo presión”.

Ir a descargar

Un piso mínimo

Fuera de los plazos, otro elemento que preocupa sobre el proyecto es su acotado alcance en temas de derechos de la comunidad trans. Dado que se enfoca únicamente en lo que puede hacer como servicio el Registro Civil al cambiar el nombre y el sexo registral de forma administrativa. Un proceso que ya se lleva a cabo actualmente por muchas personas trans a través de juicios.

Para la activista trans y licenciada en Derecho de la Universidad Diego Portales, Constanza Valdés, este es “un proyecto de ley bastante minimalista. En la discusión que se dio nunca buscó y pretendió hacerse cargo de materias relacionadas como por ejemplo con el tema del trabajo, la educación o en otros ámbitos como la vivienda. En ese sentido, la discusión durante gran parte de la tramitación estuvo fuertemente marcada solamente por el reconocimiento de la identidad de género.

En este sentido, quien participó activamente en la discusión de la ley como asesora agregó que en su esencia la ley corresponde, “en términos prácticos, básicamente al cambio de cédula de identidad y actualización de los datos en todos los registros públicos y privados. En ese sentido es una ley que establece un piso mínimo para la comunidad trans”.

Ir a descargar

Otra de las críticas que se le formula a esta ley es que no se hace cargo de las personas trans en materias de salud. Aquello en el caso de los tratamientos médicos que implican los procesos de transición, los que incluyen muchas veces la ingesta de hormonas.

Según Fuica, “en muchas conversaciones dentro del periodo legislativo se planteó este tema, el de la salud”. En su opinión, “el tema es establecer un presupuesto. Si bien quisiéramos que todos los hospitales de Chile tuvieran un programa de atención a personas trans, en todos lados se pudiera la gente operar y acceder a hormonas de manera gratuita, o por lo menos con aranceles diferenciados según su Fonasa, creo que las autoridades que tenemos no dan para más, hay mucho temor”, .

En esa línea, Fuica problematizó el hecho de que “inicialmente es una ley que únicamente se encarga de cambiar el sexo registral”.

Ir a descargar

Lo que viene

Los próximos 120 días serán claves en materias de capacitación y preparación de las y los funcionarios públicos para el conocimiento de la ley.

Para Valdés el gran responsable de bajar esta información será el gobierno de Piñera y sus ministerios.

“¿Cuál es la problemática? es que el nivel de funcionarios del registro civil a nivel  nacional es bastante grande. En ese sentido, vamos a tener localidades donde oficinas del registro no van a conocer la ley y donde tampoco hay organizaciones. Entonces, ahí el gobierno, principalmente el Ministerio de Justicia y de DDHH tiene una labor muy importante, porque uno de los grandes problemas que tienen en general los gobiernos es la no bajada de la información. Eso lo podemos ver en todo tipo de leyes, partiendo por aborto tres causales, imprescriptibilidad de los delitos sexuales ahora como los vamos a ver, identidad de género”, recalcó.

Ir a descargar

A fines de 2019 tendremos finalmente la ley de identidad de género. Un hecho para el que será esencial conocer cómo funciona, con el fin de que cada localidad del país sepa de qué se trata y de que ninguna persona trans se vea discriminada ni excluida por los mismos organismos del Estado.

Comentarios

Radio JGM

Señal En Vivo

Estás escuchando:
TITULO
ARTISTA