“Santiago a Santiago”: una exposición desde la sensibilidad aymara

Escrito por el 29 Julio 2018

“Santiago a Santiago” reúne a tres artistas bolivianos provenientes de distintas disciplinas: Mateo Caballero desde la fotografía, Andoro Zapata desde la música y Liliana Zapata desde la escultura. Esta a muestra podrá visitarse hasta el 4 de agosto. 

En medio del conocido e icónico Barrio Lastarria se encuentra “Casa O”. Es en el tercer piso, llamado“Espacio O”, donde se está llevando a cabo esta exhibición de los artistas que conforman la comunidad M.A.L y que estarán presentando una triple instalación de video, además de una serie de intervenciones con registros sonoros, imágenes y objetos.

Estos creadores altiplánicos trabajan juntos hace tiempo, enfocados en proyectos de arte contemporáneo que conllevan una búsqueda en terreno, para posteriormente exponer sus resultados al público, quienes pueden ser partícipes activos y formar parte del resultado final.

La exhibición se encuentra detrás de un gran y denso cortinaje negro, que al entrar tiene la intención de disminuir unos sentidos y aumentar otros. Así como también enfatizar algunos aspectos e incitar la aproximación a los objetos, pretendiendo dar la sensación de que todo fuese un recuerdo. Así lo señala la artista visual, Liliana Zapata.

“Casi como descubriendo de a poco cada uno de estos elementos, como si fueran secretos”, explica. 

El proyecto nace de la necesidad de traer a la ciudad de Santiago de Chile, una realidad paralela de una comunidad que se encuentra a 60 kilómetros al sur de La Paz, Bolivia. Llamada Santiago de Llallagua, este es un lugar en el que se conservan tradiciones ancestrales que conectan la espiritualidad y vida comunitaria de una manera sensible, que según la artista se ha ido perdiendo.

Por ello, es que “De Santiago a Santiago” es un ejercicio de deconstrucción entre estos dos espacios y que se inspira en el imaginario aymara, a partir de personajes que cumplen roles clave en la cultura local, como los Kamanas (sabios de la comunidad) o los Wayraqas (guardianes de la felicidad). Estos tres artistas tuvieron que empaparse de la cultura ancestral para que los mitos y ritos pudiesen despertar en el arte.

Liliana Zapata piensa que algo que diferencia un Santiago del otro, es el ritmo. Y algo que los une, sería la necesidad de tener lugares que brinden una perspectiva distinta para la introspección.

A pesar de que esta exposición fue realizada por tres artistas de distintas disciplinas, esto les permitió potenciarse y enriquecerse. Desde la concepción hasta la puesta en escena, todo el trabajo tiene un carácter recíproco y rotativo, que se va mezclando de a poco para formar la muestra final.

Por Catalina Rojas Caro.

 

Contigencia social y los proyectos a futuro

Por otro lado, la escultora está muy al tanto del estallido del movimiento feminista que se ha dado en Chile en los últimos meses.

“Es impresionante y me alegra un montón  que esta revolución suceda. Espero que siga su expansión y llegue a Bolivia, porque allá la necesitamos. Si bien existen movimientos feministas potentes, aún no se ha generado un impacto significativo que de pie a un cambio necesario”, concluye Liliana Zapata.

Ella tendrá próximamente una exposición este 18 de agosto en el Museo de Arte Moderno de Chiloé. Será una muestra colectiva en el contexto de FotoMAM, dentro de la cual presentará junto al artista Eduardo Caballero un proyecto denominado “Mal de altura”. Posteriormente, a finales de agosto retornará a Bolivia junto al resto de M.A.L. Pretenden regresar a Santiago de Llallagua para exhibir de vuelta la exposición “Santiago a Santiago” y compartir con la comunidad todo lo que se ha generado en el trayecto de este viaje.

Comentarios

Radio JGM

Señal En Vivo

Estás escuchando:
TITULO
ARTISTA