Presentan estudio sobre derecho a la vivienda en la comunidad LGBT+

Escrito por el diciembre 7, 2021

Tras 11 de meses de trabajo, Organizando Trans Diversidades y Corporación Sur presentaron un nuevo estudio que analiza la implicancia del derecho a la vivienda con la comunidad LGBT+.

Foto: Francisco Verdejo Carrasco

 

Organizando Trans Diversidades (OTD) y Corporación Sur publicaron el estudio denominado: “Derecho a la vivienda y a un entorno adecuado para disidencias sexuales y de género”. Este trabajo fue realizado por ambas organizaciones y distintos voluntarios, 

La investigación es la primera de este tipo en Chile, y fue realizada en un período de 11 meses. Dentro de sus principales aristas se encuentran los el acceso y los tipos de vivienda, la situación habitacional, la relación con el entorno, entre otros.

El estudio fue presentado el pasado jueves 2 de diciembre en el Centro Cultural Gabriela Mistral (GAM). El evento contó con la presencia de la diputada electa Emilia Schneider y del convencional constituyente Gaspar Domínguez, además de distintos expositores.

Poca ayuda estatal

Dentro de los resultados del estudio, el 77% de los encuestados declaró habitar una vivienda de manera privada. Con cifras mucho menores, tan solo un 22% afirmó que recibió ayudas estatales para poder adquirir su hogar actual. 

También, la mayoría arrienda su hogar actualmente. Dentro de este grupo, el 64,5% paga menos de 250 mil pesos mensuales, lo cual es un monto muy reducido para obtener arriendos. De hecho, dentro de los encuestados que declararon intenciones de cambiarse de casa, afirmaron que la razón principal sería porque su hogar actual es muy pequeño.

Más de la mitad de los encuestados calificó como “muy mala” la actuación del Estado para facilitar el acceso a la vivienda para disidencias sexuales y de género. Además, según el Índice de Acceso a la Vivienda, publicado por la Cámara Chilena de la Construcción (CChC),  acceder a una vivienda en Chile es “severamente no alcanzable”.

El hogar bajo la mirada hetero patriarcal

Dentro de las razones que explican el fenómeno anterior, se encuentra la falta de ayuda estatal. Esto se debe a que el derecho a la vivienda no está garantizado en la Constitución actual, y además, las políticas públicas actuales conciben el hogar bajo una mirada tradicional de heterosexual, distinta a como lo hacen las disidencias sexuales y de género.

De esta manera lo explicó una de las autoras de la investigación, Daniela Maturana, quien afirmó que: “La forma de vivir de las disidencias no es un matrimonio y dos niños, eso es una forma muy heterocis de vida (…) En realidad vivimos como manada o comunidad, y creo que es importante recalcar que los resultados que nos entrega el estudio caracteriza otra forma de vida. Porque para acceder a un subsidio actualmente en Chile, tenemos que tener un Acuerdo de Unión Civil. Una forma de vida muy normada”. 

Gaspar Domínguez, constituyente por el Distrito 26.

 

El convencional constituyente Gaspar Domínguez enfatizó este punto, recalcando que al buscar una casa las disidencias “van a ver que una pieza es matrimonial, para un papá y una mamá, con un baño principal, y otra pieza chica con un baño compartido. El diseño de los espacios también es heteronormado y patriarcal (…) Son enfoques distintos a los que tienen las disidencias”.

 

Un entorno para nada amigable

Un 30,4% de los encuestados afirmó que ha sufrido violencia o discriminación en su hogar, mientras que un 45% declaró sufrir este tipo de situaciones en el espacio público. 

Estos resultados se complementan al alza de crímenes de odio que se han vivido en el último tiempo. Desde la vandalización a espacios de memoria, hasta un alza del histórica de 1266 casos de discriminación homo y transfóbica registrados el año pasado por el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh).

Por otro lado, un reportaje publicado por la BBC en 2019 catalogó a la V Región como una “zona roja” para las mujeres lesbianas del sector, debido a la alarmante alza de crímenes de lesboodio en la zona.

Avanzar por el derecho a la vivienda de forma universal

Más del 90% de los encuestados cree que el derecho a la vivienda debería estar garantizado en la nueva Constitución. Aun así uno de los autores del estudio, Nicolás Méndez, afirma que este derecho debe estar en sintonía con otros que aún están pendientes para las disidencias.

“Que nos dejen de matar, que nos dejen de discriminar, que nos permitan estudiar, que nos den un cupo laboral y lo que nos convoca hoy día, que nos permitan la vivienda sin acceder al sistema cishetero. Como sujetos de derecho podamos optar a una vivienda social como una persona”, exclamó.

Bajo la misma línea, la diputada electa Emilia Schneider afirmó que la lucha de la comunidad LGBT+ no es algo excluyente, sino que es parte de las luchas de la sociedad en general.

Emilia Schneider, diputada electa por el Distrito 10.

“Nuestras reivindicaciones no son distintas a las de los pueblos de Chile, a las de los movimientos del último tiempo. Las colas, las trans, las lesbianas, hemos estado ahí. Solo que estamos invisibilizadas. Estamos en una doble brecha, nos enfrentamos a una política de desarrollo social muy neoliberal sumado a la expulsión que nos hace el conservadurismo del espacio público”.

Si bien el derecho a la vivienda ha sido una de las consignas más repetidas por la ciudadanía desde el estallido social de 2019, aún es una medida pendiente por parte de la clase política. De todas formas, puede que sea parte de las futuras discusiones de la Convención Constitucional.

Comentarios

Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



[No hay estaciones de radio en la base de datos]