Pancho Sazo de Congreso: “Hacemos música para la gente que no sale en la foto”

Escrito por el 27 Septiembre 2018

Tras un exitoso paso por los Premios Pulsar 2018, donde recibieron el premio a mejor álbum del año por “La canción que te debía”, Congreso se prepara para una serie de conciertos. En exclusiva para Radio JGM, Francisco Sazo, histórico vocalista habló sobre el presente de la banda, quienes se presentarán este 30 de septiembre en el Festival Arte & Memoria.

Es imposible hablar de rock chileno sin hablar de Congreso. En sus casi cinco décadas de carrera se han caracterizado por fusionar ritmos e instrumentos latinoamericanos con sonidos cercanos al jazz y la música progresiva, con un éxito mantenido a lo largo de los años.

Hasta la fecha, el conjunto oriundo de Quilpué sigue marcando pauta dentro de la escena de la música nacional. Su reciente paso por los Premios Pulsar les entregó el premio a Mejor álbum del año por el disco “La canción que te debía” (2017), galardón que más que reconocer la trayectoria de la banda, deja en evidencia que el grupo se encuentra tan vigente como hace 40 años, presentando constantemente material de calidad.

“Pancho” Sazo, el filósofo 

Con su clásica boina y su barba blanca, es difícil de confundir. A sus 65 años de edad, Francisco Sazo se encuentra tanto o más vigente de lo que estaba hace cuatro décadas. Con un fuerte apretón de manos y demostrando su cálido carisma, el histórico vocalista de Congreso dio inicio a esta entrevista.

El profesor de filosofía partió la conversación destacando la importancia de su disciplina en la formación inicial de los jóvenes, “el lado ético, la filosofía de la ciencia, la filosofía del arte, son preguntas que no alcanza a responderlas la ciencia porque no tiene por qué responderlas; el parentesco con otras formas de interrogaciones como puede ser la ideología o las religiones. Hay un campo vastísimo que yo creo que es muy importante que los jóvenes, que los niños conozcan” afirmó el académico.

A lo que agregó, “la educación debe ser una, buena y bondadosa para todos. Que ojalá los muchachos de cualquier parte sepan apreciar desde un reggaetón a Mozart, o Monteverdi con Goethe o Hegel y que sepan además hacer las críticas a estas cosas que de repente son verdades y que se supone que siempre son así” prosiguió.

Desde su rol de académico universitario, el músico habló también de su cercanía con los movimientos feministas que han emergido en estos espacios de pensamiento. “Es una discusión que en occidente ya lleva varios años. Llegó a nuestro país y nos presenta como en un espejo, un espejo que estaba empañado y que tal vez no veíamos. Está haciendo visible algo que ha sido invisibilizado por la docencia, por la escogencia de algunos temas, por no fijarse que ahí también hay otras miradas” comentó.

“Hay abundante material que estudiar, sobretodo los profesores viejitos, el doble y el triple para poder satisfacer desde el punto de vista ideológico otras lecturas, otras partidas. Hay que hacerle más caso a Judith Butler que a otros carcamales por ahí, entre los cuales yo me incluyo. Nos presenta además una crítica al machismo imperante, que se une al clasismo, al racismo, muy interesante” continuó.

¿Cuál es la posición de Congreso en este presente musical? Este presente donde ganaron el premio a mejor álbum…

Se agradece, todo premio que a uno le den es magnífico. Esperemos que no haya estado arreglado nomás (ríe). Es un honor, casi ad portas de cumplir 50 años. Yo en el grupo soy una especie de tronco que se ve bien al interior de muchos genios, entonces yo le agradezco a mis compañeros, a los ingenieros en sonido, a Jorge Abarca, a todos los que han hecho posible que este disco se hiciera.

Yo creo que representa un momento de nuestro grupo donde integramos toda una serie de ritmos, cosas, sugestiones, en fin. Y que bueno que nos hayan premiado. Estamos preparando una serie de recitales justamente para preparar estos 50 años y preparar también que se escuche más este disco.

¿Qué tiene este disco para ofrecer a los fanáticos y a quienes no conozcan tanto a la banda?

Este último disco, hablo sobretodo de parte de mis compañeros, porque lo han hecho de manera genial, es una búsqueda muy honesta. Es un recorrido tanto por nuestra propia historia, con guiños a trabajos anteriores, pero también a las puertas que nos puedan abrir hacia el futuro. Como decía Tellier ‘tenemos nostalgia solamente del futuro’.

Es una invitación al disco, el trabajo, que desgraciadamente es un fósil también, detenido en un momento, que no es como suena en vivo, pero es una buena manera de acercarse al grupo, ver ‘oye mira, en qué están estos tipos, estos viejitos’.

¿Cómo lo hace la banda para mantenerse fresca? ¿Cómo lo hacen para que sigan apareciendo ritmos nuevos después de casi 50 años de trayectoria?

Yo eso se lo agradezco a mis compañeros, como artistas son muy inquietos. Entonces son de abrir puertas, abrir ventanas, cerrar algunas, entonces hay que tratar de maravillarse.

El Tilo, que fue el que armó este último disco nos dice “tengo estas cosas” y después se trabaja tipo taller, se pule. Es muy atractivo trabajar con mis compañeros, y eso da buenos resultados. No nos quedamos en una especie de fórmula ‘vamos a perseguir tal cosa’ porque de repente en la música pop hay un cliche. Hay muy buen pop y otro más o menos, como en todo orden de cosas.

A nosotros pareciera que no nos bastase eso, y nos tiramos mar adentro. De repente nos va bien y otras veces no encontramos ninguna isla en millas a la redonda, pero esa es la idea. Hay que seguir escribiendo, seguir investigando. Siempre inscritos en una lectura y en una postura de que lo que hacemos nosotros es música popular. No es una música para la elite ni mucho menos.

A ratos bien bailable también

Hay de todo, claro. Hay estados de ánimo, siempre con un énfasis en la gente que no sale en la foto, sin ser los portavoces tampoco.

¿Qué opinan de la escena de la música chilena actual?

Genial. Respecto de cuando nosotros entramos en la música, hoy en día hay una variedad maravillosa. Está el Nano Stern, Manuel García, la Magdalena Matthei, las mujeres que hacen pop, la Banda Conmoción, el Macha con sus cumbias y con el Bloque Depresivo. Eso por nombrar algunos pocos. Hay una escena muy buena, con muy buenos instrumentistas y muy buenos intérpretes. Yo los envidio todos los días.

¿Por qué crees que es importante para los jóvenes escuchar a grupos como Congreso?

Cuesta escuchar música así hoy en día. En mi tiempo se escuchaba colectivamente. Hoy en día uno se aísla con sus propios audífonos, cada uno tiene su propia música, pero hay que atenerse a escuchar si se tiene tiempo. Esto es para gente de buena voluntad. Depende del auditor, del músico que está al otro lado, que lo va a tomar.

¿Y por qué es importante escuchar a Congreso en vivo?

Es muy interesante para toda la gente que le gusta la música, escuchar músicos en vivo. El disco es como un fósil, una fotografía que se queda detenida para siempre en ese momento.

Pero en vivo tiene la gracia de que aquello que escuché se renueva, se acelera, se detiene un poco, hay pifias. Es muy interesante porque tu vez a los músicos en vivo, viviendo aquello por lo cual se han dedicado.

Congreso se presentará este domingo 30 de septiembre en el Festival Arte y Memoria, organizado por Fundación Víctor Jara. Los detalles del evento aquí.

Comentarios

Radio JGM

Señal En Vivo

Estás escuchando:
TITULO
ARTISTA